La lotería

Juan estaba esperando a que diesen el número ganador de la lotería, ya que siempre tiene grandes esperanzas de que le toque, aunque nunca se ha dado el caso. Por fin comenzó el sorteo, y dieron el gordo, Juan se levantó exaltado del sofá, gritando que el premio era suyo, que por fin las cosas eran como él se merecía. Bajo emocionado a cobrar el premio, pero cuando la mujer que estaba allí cogió su número, tuvo que pasar el mal trago de comunicarle que se había confundido y que ese no era el premio gordo, ya que había un número diferente, por lo que Juan, otra vez más, volvió a quedarse sin ganar un euro con la lotería.
-A ver, un momento, estoy harto de que siempre me dejes mal, deja de ilusionarme para nada, esta vez el premio lo tengo que ganar como sea.
-No, simplemente no tienes suerte, pero no te creas un desgraciado, la mayoría de las personas están en tu situación, y hazme caso que hay cosas peores.
-Me da igual, tú lo haces para fastidiarme, así que como no me hagas ganar el premio esta vez, comenzaré a fastidiarte yo a ti, ya no volverás a decidir por mí.
-No me das ningún miedo, tengo control absoluto sobre ti y sobre todo lo que hagas, así que calla que ahora tenemos que seguir con la historia, que toca cuando comienzas a superar la confusión.

Publicado el abril 11, 2015 en Hemeroteca 15-16 y etiquetado en , . Guarda el enlace permanente. Deja un comentario.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: