El crimen de Caloca

http://www.eldiariomontanes.es/occidental-liebana/201602/01/comienza-juicio-jurado-crimen-20160201115409.html

Yo no era un asesino cualquiera, aquella mañana me levanté con dolor de cabeza, me tomé unas pastillas que encontré tiradas por la cocina sin saber que esas pastillas eran Trankimazin. Me tomé dos vasos de whisky y me puse un poco… En fin, mi mujer me dijo que dejase de beber muchas veces, la primera vez pasé de ella, la segunda también, la tercera también, hasta que llegó un momento en el que perdí los papeles, cogí un cuchillo y la maté a puñaladas, no sabía lo que hacía, me eché un rato y cuando me desperté la encontré muerta, me puse muy nervioso,  no me acordaba de lo que  había pasado, llamé a la policía, me hicieron unas preguntas y descubrieron que la había matado yo.

Me llevaron a juicio y me pusieron una pena de entre 15 y 20 años, ahora estoy en la cárcel, solo llevo un mes y ya he ideado el plan perfecto para salir de aquí, dentro de unas semanas ya estaré en la calle otra vez. Ya he salido de la cárcel, de momento estoy escondido porque me está buscando toda España.

Publicado el marzo 6, 2016 en Hemeroteca 15-16 y etiquetado en . Guarda el enlace permanente. Deja un comentario.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: