Noriega el magnífico

En la comodidad de su hogar Alejandro reposaba:

jugando al Fifa que poco se preocupaba.

De pronto, alguien en la habitación entraba.

Era su fiel compañero Gonzalo que preocupado lo llamaba.

“¡Noriega, rápido!” mientras el chico jadeaba.

“Descansa amigo y nárrame que tanto te preocupaba”.

“Un gran mutante arrasa el pueblo, la gente os reclamaba”

Muy rápido el equipo preparaban pues el tiempo se les agotaba.

En marcha a la plaza Alejandro y Gonzalo muy veloces esprintaban.

Ahí, frente al supermutante que con furia balbuceaba.

Noriega, con las fichucas, al monstruo mareaba

Mas Gonzalo con piquetas su espalda escalaba.

después de una escalada con un cuchillo su ojo arrancaba.

Mientras el monstruo gritaba, de un salto, Noriega su cabeza cortaba.

Con las fuerzas agotadas, en el pueblo, la victoria se celebraba.

Publicado el diciembre 31, 2016 en Libro de 3ºC y etiquetado en . Guarda el enlace permanente. Deja un comentario.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: