Archivo del Autor: desireecano2002

Hija, haz caso a mamá

Hola, hija. ¿Cómo estás?

Espero que te vaya bien en la vida,

que avances día a día,

que te hagas una mujer decente.

Te esperaré con los brazos abiertos,

con todo el cariño del mundo.

Si en la vida quieres avanzar,

deberás estudiar,

sé que en el mundo triunfarás,

si sigues los consejos de tu mamá

Anuncios

ESPAÑA Y EL ACOSO SEXUAL

Hoy os hablaré de España

un país que fue grandioso,

pero ahora ha decaído.

Hoy en día,

tenemos problemas,

a causa de los ciudadanos,

ya que hay acoso.

En esta sociedad

se sufre acoso sexual,

este problema social,

es muy común

aunque no debería serlo.

Esto debería parar,

ya que no evolucionaremos

y así no mejoraremos.

 

EL POBRE JOSÉ

Hace tiempo vivía una señor llamado José, al que le había ido regular en la vida. Un día se quedó dormido en mitad de una reunión muy importante ya que no había podido dormir por el estrés del trabajo, por culpa de esto fue despedido. Después de esto, la vida no le fue muy bien y le embargaron la casa, hoy en día vive en la calle y…

-Oiga, perdone.

-¿Es a mí?

-Si, ¿Es usted Desirèe Cano, mi creadora?

-SÍ soy yo ¿Tenes algún problema José?

-SÍ, verás, es que por tu culpa estoy mendigando en la calle.

-Bueno, puede que tu vida no sea muy buena pero me apetecía escribir una tragedia.

-¿Y por qué me ha tocado a mí? Si yo no he hecho nada, he sido un buen hombre.

-Bueno, a mí también me da pena esta historia la verdad.

-Una cosa  ¿Podrías hacer que mi vida volviera a la normalidad?

-Ya miraré a ver lo que puedo hacer pero no esperes un milagro.

-Gracias. Eres la mejor.

-No te emociones demasiado.

-Tranquila, yo me apaño.

-Bueno, pues que tengas suerte con tu nueva vida.

-Muchas gracias.

-De nada.

MI MANDO A DISTANCIA

¡Oh! Mi querido mando a distancia,

tú que haces que pueda encender la tele,

que gracias a ti, no tenga que levantarme,

que haces que pueda estar sentado todo el día.

Mando a distancia, gracias a ti veo la tele,

puedo ver las noticias y mis series favoritas.

Y tú que cambias de canal cuando algo no me gusta,

que haces que pueda subir el volumen si no escucho.

Por ti, peleo con mi hermana por poseerte,

y por esos momentos vale la pena tenerte.

El ciervo y el zorro

Había un zorro atrapado

y un bonito ciervo le ayudó,

cuando el zorro fue liberado

el zorro se lo agradeció.

Otro día el ciervo quedó atrapado

y el zorro pasó a su lado,

el ciervo pidió que fuese liberado

pero el zorro no era su aliado.

De repente un cazador apareció

Y al pobre ciervo ayudó,

a lo lejos vio al zorro correr

y con su arma fue a por él.

MORALEJA

No confíes en desconocidos ya que ellos no te ayudaran en momentos difíciles.

 

 

 

Instancia

Doña Desirée Cano Briones, con DNI 72263389B, nacida en Santander (Cantabria) el día 4 de Junio de 2002 y con domicilio en el Barrio Cerecedas, número 31, Argoños.

EXPONE

Que el día 27 de Octubre de 2017 durante la clase de inglés varios compañeros estaban hablando, cantando, con el móvil y haciendo que la clase fuese interrumpida. Durante tal alboroto la profesora Silvia Fernández no hizo nada para que los alumnos no complicasen el aprendizaje. Por ello,

SOLICITA

Que tal comportamiento sea corregido por parte de la profesora Silvia Fernández. Y si su comportamiento aún es inapropiado, sería conveniente llegar al uso de amonestaciones e incluso expulsión.

En Santoña a 6 de diciembre de 2017.

Desirèe Cano

SEÑOR DIRECTOR DEL IES MARISMAS

 

La Regenta y el amor de Celedonio

Abrió los ojos y la estaba besando cuando le  apartó de su lado. La incorporó y se apartó, la pidió perdón y se fue. Se quedó sola y  en lo mala persona que había sido. Salió de la Iglesia y miró a ambos lado de la calle y no le vio. Corrió calle abajo en su busca preguntando a todas las personas del pueblo pero nadie sabía a dónde había ido. Seguía buscando y no le encontraba, hasta que al acercarse al río ya desesperada, y  le vio, sentado al borde del río. Se acercó a él, sin hablar, ningún ruido solo el del agua que bajaba por el río. Lo mal que  se sentía por haber sido tan borde con él. También se disculpó ya que fue muy inapropiado haberla dado un beso . Después de las disculpas decidieron irse cada uno por su lado y hacer como si nada hubiese pasado, aunque decidió renunciar al amor que sentía  ya  que no iba a suceder. Ya no había esperanza en su corazón, destrozado, un corazón apagado sin vida. Le dio una oportunidad ya que había sido infiel, el amor volvió y se fueron de aventura a vivir su amor.

 

ALADDIN Y DON QUIJOTE

“Érase una vez en un pueblo llamado Ágraba, donde vivía un chico llamado Aladdin…”

Don Quijote había decidido ponerse a leer una novela de fantasía llamada ” Aladdin ” después de haber comido. Tras leer la novela se duerme y se pone a soñar.

Al poco rato Quijote se despierta al oir un ruido que viene del jardín. Quijote, intrigado, va al jardín donde se encuentra a un mono que se había escapado del circo. Quijote al ver al mono lo coge y decide que sea su compañero mientras que a lo lejos hay un señor que resulta ser el dueño del mono. El dueño era el jefe del circo y necesitaba a su mono para que actuase en el circo. Quijote decide escapar pero el señor consigue acorralarle en una valla, tras un pequeño forcejeo, Quijote coge una alfombra y salta la valla que tenía detrás. Al saltar se cae de morros contra el suelo, el señor coge a su mono y se va devuelta al circo. Tras la caída Quijote entra en casa y al ver una lámpara decide frotarla para que saliese un genio, tras varios minutos sin pasar nada aparece Sancho Panza, un vecino de Quijote, para pedir un poco de sal para la cena. Quijote cree que ha sido él el que ha invocado a un genio, asi que coge a Sancho y toma rumbo hacía el circo.

Una vez en el circo Qujote le pide un deseo a Sancho pero decide no hacer caso y se va de vuelta a su casa. Qujote decide seguir sol con el plan de acercarse a la jaula del mono para que le acompañe en sus aventuras por Ágraba. Quijote se acerca a la jaula pero el mono se pone a gritar y el dueño ve a Quijote. El dueño decide llamar a un psiquiatra pra ayudar a Don Quijote con su problema con las novelas de fantasía. Tras un par de semanas le dan el permiso para leer de nuevo y esta vez decide coger un cuento titulado ” La Cenicienta”.

SONETO DE LOS TACONES

Hoy se ha puesto a llover,

justo cuando tenía tacones,

los pies me empiezan a doler,

menudo día me espera después.

 

Los tacones se han roto,

y un hombre ha venido a ayudarme,

menudo día, cuánto lo lamento,

estuve a punto de hacerme un esguince.

 

He ido a comprar un jarabe

para que no me duelan los pies,

esto muy bien no sabe.

 

Cuanto dolor esto no es suave,

no voy a llegar a fin de mes,

esto son tacones quen se los puso lo sabe.

TRATADO IV-bis

Hoy he decidido ir a buscar a mi nuevo amo. Estando solo y perdido por la calle me he topado con un joven que parecía tener dinero suficiente para alimentarnos a los dos. Esta vez esperaba que me tratasen mejor y que no me dejasen sin comer, ya que soy un niño y necesito alimentarme bien. El joven me dijo su nombre tartamudeando, se llamaba José María Fernandez, “un muy bonito nombre señor” le dije yo. “Yo soy Lázaro” le volví a decir.

Decidimos ir a su casa, que se encontraba en un callejón algo siniestro y alejado del centro del pueblo. Al llegar a su casa me di cuenta de que no era tan genial como yo había pensado y solo esperaba que me diese de comer ya que tenía mucha hambre y solo pensaba en comida. José me dijo que podía coger algo de la cocina y yo con toda la ilusión fui con paso ligero, y  cuando llegué a la cocina vi un trozo de pan en la mesa. Él me dijo que había perdido todo su dinero en un casino y que debía todavía aún más dinero. Eso me dejó deprimido ya que se trataba de otro amo que no me iba a poder cuidar bien.

Mi amo que lo había pasado mal estaba desesperado y no tenía con que cuidarme me dijo que podía irme si yo así lo deseaba. Le dije que no me iría hasta ayudarlo, ya que se me había ocurrido una idea para recuperar dinero. Le pregunté por qué no íbamos a un bingo ya que se podían ganar 100000 maravedíes. Él no estaba seguro pero cuando llegase el anochecer iríamos al bingo ya que a esa hora iba poca gente.

Al llegar la noche fuimos al bingo y ese día había más gente que en cualquier otra noche ya que se iba a dar mucho dinero más de los 100000 maravedíes como se esperaba. Decidimos seguir con el plan y cogimos cuatro cartones con nuestos últimos ahorros. Cuando empezamos no salían los números de nuestros cartones, eso nos desesperó ya que lo habíamos apostado todo. Ya cuando dabamos por hecho que no habíamos conseguido nada, empezaron a salir todos los números de uno de nuestros cartones, no nos lo estabamos creyendo ¡habíamos ganado el bingo!

Cuando llegamos a casa mi amo decidió ir a dar el dinero que le debía al casino y cuando entró por la puerta de su casa (mientras yo le esperaba), veo una mujer que decía ser su mujer, ella no quería que yo estuviese allí, ya que parecía una rata callejera y decidió echarme de su casa. Cuando yo ya estaba saliendo del pueblo porque ella no quería que yo estuviese allí , escuché una voz que decía mi nombre, era José, quería que me quedase con una barra de pan y 20 maravedíes para que estuviese bien mientra yo seguía con mi viaje. Jamás iba a olvidar a ese señor.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

A %d blogueros les gusta esto: