Archivo del sitio

Cómo encender una tele

1.Para empezar tenemos que encontrar la tele que queremos encender. Cuando estemos delante de ella  le damos al botón rojo.

2.Si no encuentras el botón pulsa todos los botones hasta que la televisión se encienda. Si no enciende , mira a ver si está el enchufe  conectado a la tele porque si no,  no podemos encenderla.

3.Cuando esté enchufado hay que repetir lo de antes para conseguir que la televisión se encienda.Cuando la enciendas empezaran a salir las imágenes.

4.Ahora hay que buscar un aparato no muy grande llamado mando en el que aparecen números, si no cambia de canal puede que se haya quedado sin pilas.

5.No asustarse si el mando no tiene pilas, lo podemos cambiar de los botones que tiene la tele. Y así podrás elegir el canal que más te guste.

 

Hecho por :  Jaime  Martín.

Tutorial: Instrucciones para abrir un libro.

Tutorial para aprender a encender una lámpara de mesa

 

Encender una lámpara de mesa os puede parecer una tontería, pero es un ejercicio diario bastante arriesgado ya que podeis morir en el intento. Tiene un mecanismo bastante complicado ya que solo tiene un interruptor y unas clavijas para encufar a la electricidad.

1º. Enchufar  las clavijas al enchufe, con cuidado de no electrocutarse.

2º. Se aprieta el botón de la lampara con una fuerza equivalente a 2,5 kg. Ni más ni menos, porque si te pasas meterás el botón bajo tierra.

3º. Cuando un gran destello de luz ilumine tu libro quédate leyéndole hasta que te lo sepas.

Instrucciones para lavarse las manos

Lavarse las manos.

Supongo que todos nos habremos lavado alguna vez las manos, pero…

¿Sabéis lo  que es imprescindible para hacerlo?

Por más tontería que sea, ¡es la verdad y hay que hacerlo!

Instrucciones para lavarse las manos.

1. Te remangas las mangas si es que llevas un polo, buzo, sudadera o camisa de manga larga. Las mangas te las remangas hasta los codos más o menos, para evitar que luego te las mojes.

2. Fíjate que tienes las manos libres, que no mantienes ningún objeto en ellas como algún anillo de plata, pulseras o algún objeto de valor, porque se te pudiese caer por el agujero del lavabo en el caso de que sea muy pequeño el objeto.

3. Enciende el agua tibia.

4. Mete tus manos debajo del agua, no durante largo tiempo, pero sí deja que toda la suciedad se caiga y corra hacia los agujeros del lavabo.

5. Cierra el grifo.

6. Coge el jabón de manos y aplícalo en tus manos. No cojas mucha cantidad de jabón, porque tan solo una tan sola gota, haces muchísima espuma con tus manos.

7. Sóbate las manos durante 15 segundos y verás como aparecerá una gran cantidad de espuma en tus manos.

8. Abre de nuevo el grifo.

9. Pon tus manos debajo del chorro de agua que cae, y vuelve a sobarte las manos hasta que desaparezca la espuma del jabón.

10. Una vez ya desaparecida la espuma del jabón, y bien aclaradas las manos, coge la toalla y sécatelas bien.

A %d blogueros les gusta esto: